Sedesol y el gobernador del estado realizan recorridos; suspenden clases en las zonas afectadas porque siguen las réplicas

El gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, acompañado del titular de la Sedesol, Eviel Pérez Magaña, recorrió la zona comercial, escuelas y el hospital regional de Santiago Jamiltepec que resultaron afectados tras el sismo de magnitud 7.2, ocurrido el viernes y cuyo epicentro se originó en Pinotepa Nacional.

Murat dio un balance preliminar de las afectaciones en dicho lugar y señaló que, al cierre de esta edición, se tenían contabilizadas mil casas afectadas por el sismo, en 44 municipios del estado.

De igual manera, mencionó,  han solicitado la declaratoria de desastre a la Secretaría de Gobernación, la cual evalúa los daños para proceder a este beneficio.

El gobernador anunció que las clases en las escuelas públicas y privadas de las zonas afectadas estarán suspendidas.

“No habrá clases en tanto se concluya con el censo y evaluación correspondientes de las instalaciones para brindar seguridad a los escolares y personal docente”, enfatizó.

Además, la Ssa y el IMSS desplegaron cinco Unidades Médicas Móviles IMSS-Prospera —dos en Santiago Jamiltepec y tres más en Pinotepa—, que dan consulta médica y sicológica a quien lo requiera.

Por otra parte, hasta las 17:00 horas de ayer se habían registrado 981 réplicas del sismo de 7.2 que sacudió el viernes varias entidades del país; la más fuerte fue de 5.9 grados, informó la Coordinación Nacional de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación, con base en datos del Sismológico Nacional.

El organismo que dirige Luis Felipe Puente confirmó saldo blanco, dado que no se reportaron fallecidos por causa del fenómeno natural, sólo dos lesionados que sufrieron fracturas que no ponen en riesgo su vida, y daños materiales en diversos inmuebles.

Las afectaciones se presentaron principalmente en los municipios de Santiago Jamiltepec, Pinotepa Nacional, Pinotepa de Don Luis, Santa María Zacatepec y Tutultepec de Melchor Ocampo, así como en la presidencia municipal y la iglesia de Santiago Jamiltepec.

La CFE reportó un millón 333 mil usuarios afectados por interrupción del suministro de energía eléctrica en varias poblaciones del país, pero aseguró que el servicio ya fue restablecido en 99% y en breve funcionará en su totalidad.

-Con información de Jorge Ramos y Patricia Briserño

 

INVESTIGAN RELACIÓN DE SISMO DEL VIERNES Y 7-S

El sismo de 7.2 registrado el viernes pasado en Pinotepa Nacional, Oaxaca, podría tener relación con el del 7 de septiembre de 2017, informó la jefa del Sismológico Nacional, Xyoli Pérez Campos.

De acuerdo con Pérez, el sismo del año pasado generó una alteración del estado de fuerzas en una zona amplia del país, que aún tiene repercusiones en réplicas.

“Lo que toca hacer después del sismo del viernes es revisar todos los datos para ver cuál es ese efecto, si está relacionado o no, si lo provocó o aceleró”, informó.

El SSN informó que han sucedido 18 mil 832 réplicas desde el sismo del 7 de septiembre del año pasado.

Explicó que si bien el sismo de 7.2 fue fuerte, la distancia respecto de la Ciudad de México a la que sucedió es uno de los elementos que explica que no haya dejado daños como el del 19 de septiembre de 2017, de 7.1.

De acuerdo con el SSN y los institutos de Geofísica e Ingeniería de la UNAM, el sismo fue percibido por 42 millones de personas, en un radio de 100 kilómetros.

Por su parte, el director del Instituto de Ingeniería, Leonardo Ramírez, del total de la población que lo percibió, 24 millones lo sintieron de manera moderada a fuerte y 19 millones de manera fuerte a severa.

– Ximena Mejía

 

DAMNIFICADOS TEMEN QUEDAR BAJO ESCOMBROS

Aún no han podido superar los daños que provocó el sismo del pasado 19 de septiembre y con el movimiento de ayer temen que sus casas se colapsen, pues afirman que el movimiento de 7.2 grados agudizó las afectaciones de sus viviendas.

“Mi barda está ladeada, pensé que ahora sí se iba a venir abajo… está muy sentida”, señaló María Evangelina Torres, vecina afectada.

Nezahualcóyotl fue uno de los municipios más afectados por los pasados sismos de hace cinco meses y las casas quedaron sentidas, muchas de las cuales aún se encuentran en pie y habitadas.

“La construcción  está muy débil y con este nuevo sismo se han hecho más grandes las grietas, se abrió un poco más, hasta como que se dobló… hace ocho días se mantenía firme”,  dijo Concepción Vázquez.

“Con el temblor de ayer ya se ven más grandes las grietas, ya hasta se cayó el aplanado de adentro”, refirió.

AUTORIDADES
NO VEN DAÑOS

Por tal motivo, los afectados temen que sus casas se derrumben sobre ellos, debido a que ahí pasan la noche al no tener a dónde ir.

Sin embargo, las autoridades estatales señalaron que no hay afectaciones mayores en la entidad tras el sismo del viernes, y sólo se reportó la caída de una barda en la iglesia de Zumpahuacán, así como fisuras en la estructura del palacio municipal.

Mientras que en municipios como Tlalnepantla y Ecatepec, en donde se suspendió la energía eléctrica, el suministro ha empezado a normalizarse.

– Ángeles Velasco / Corresponsal