Hasta el momento la empresa Fenosa se ha hecho presente por el problema que suscitó, pero de negarse a cubrir los daños se procederá de demandarla, informó el gerente Quel Galván Pelayo

Mazatlán.- La empresa Fenosa, responsable de la ruptura de una de las principales líneas de conducción a la ciudad, no había solicitado la supervisión de la Junta Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Mazatlán, para llevar a cabo los trabajos de introducción de tubería de gas natural en la colonia José María Pino Suárez, dio a conocer Quel Galván Pelayo, gerente general de la paramunicipal.

Resaltó que tras lo sucedido el pasado viernes por la tarde, la gasera ha aceptado su responsabilidad en este hecho, al mantenerse presente y colaborando, pero en caso negarse a cubrir los daños generados, la junta procederá a interponer una demanda en su contra.

“Para ese tipo de trabajos siempre se debe de solicitar la presencia de alguien del personal, que no la tenían en ese momento, entonces ese también es parte del proceso que se está revisando”, agregó.

Galván Pelayo dijo que luego de haberse levantado el acta correspondiente, será este lunes cuando la junta en coordinación con el departamento jurídico haga un análisis para determinar el monto del daño.

Detalló que además de la ruptura en la línea de conducción, vecinos de la zona resultaron afectados pues en sus casas el nivel de agua alcanzó el medio metro.

También reveló que ciertas empresas en el Parque Bonfil tuvieron que parar al cien por ciento sus procesos, en tanto que las continuaron en operación, se abastecieron con pipas, por lo que no descarta que pidan la reposición de este gasto adicional.

Añadió que, si bien el flujo del vital líquido comenzó a circular el sábado por la noche, será hasta mañana cuando se regularice el suministro en toda la ciudad, cuando los tanques alcancen los niveles requeridos.