‘¡Chicas, enamórense de un heladero!, porque el heladero las va a hacer (saborear) helado todos los días’, dice un peruano que se viraliza en redes sociales.

Para muchos no hay punto de comparación. Paco, el jovencito de las empanadas, da un discurso de mercadología para ofrecer su producto en Acapulco; en Perú, un vendedor de helados es referente por su lenguaje de barrio para alcanzar sus ventas.

Al final, matemáticamente la implementación de métodos distintos, permiten a sus protagonistas alcanzar ganancias.

Sí. Paco en Acapulco se catapultó en redes sociales y ahora, se viraliza el heladero en Lima…

Este artista de las ventas se vale de un discurso poco sofisticado y una sonrisa para ofertas los helados. “¡Chicas, enamórense de un heladero!, porque el heladero las va a hacer (saborear) helado todos los días”.

Los consumidores se llevan un buen rato de humor, además de escuchar a este desentonado sujeto, que no deja de sonreír.

Con heladero debes de casarte; con heladero sí puede ser… el heladero sabe tener (saborea y saborea) a su mujer… ¡Chévere!, ¿sí o no?”.

Y en el video que fue compartido en Facebook ya suma 126 mil 476 reproducciones; mil 727 me gusta y ha sido compartido mil 571 veces.

Su estilo le ha ganado diversos comentarios, como el del usuario Eduin eduar.

¡Vivan las personas como él! Alegres, honrados y trabajadores”.

asc