Tras vencerse el pasado viernes 28 de julio el plazo en que la obra del malecón debió haber sido terminada, el presidente de la Fecanaco Sinaloa, Guillermo Romero Rodríguez, llamó al Gobierno Municipal a poner mano dura con la constructora a cargo.

Recordó que cuando se licitó esta obra, el plazo para terminarse era de 30 días y se trabajaría en ella las 24 horas, situación que aunque durante el arranque se cumplió, al paso de los días cambió.

Reveló que en las encuestas de satisfacción que realiza Canaco entre los visitantes en este periodo vacacional, el 22 por ciento ha expresado molestia derivado de estos trabajos debido a que la autoridad no ha puesto la suficiente información sobre las vías alternas a utilizarse y la señalización adecuada.

Comentó que debido a esto, se están afectando además de comercios y restaurantes las arrendadoras de autos, ya que los turistas están optando por no rentar automóviles por lo complicado que resulta trasladarse por la zona turística.

“Se nos va a ir fácil otro mes, se nos va a ir todo agosto, la autoridad tiene que ajustar a la constructora. La licitación ya no se cumplió, empezaron bien y fuerte, pero ya bajaron las fuerzas y la pila”, expresó.

“No sé qué está pasando, si es la falta de presupuesto, aquí la autoridad tiene que darnos el resultado porque las obras son buenas y positivas”.

Agregó que el caso del Centro Histórico está aún peor, pues las constructoras a cargo ni siquiera cuentan con los materiales que se requiere como el adoquín, que es producido en el Estado de México y el cual es hecho en etapas.

Con respecto a la detención de la obra de la clínica del Instituto Mexicano del Seguro Social de Prados del Sol, dijo que tiene entendido que se encuentra bajo un proceso jurídico debido a que la constructora de Tamaulipas que estaba a cargo, incumplió con los tiempos y abandonó el proyecto que tiene muchos años sin poder ser una realidad y debió haberse culminado en octubre del año anterior.