Se esperan que en esta séptima ronda haya avances en los temas más complicados para México, EU y Canadá; en la CDMX se llevará a cabo la discusión hasta el 5 de marzo

Los equipos negociadores de México, Estados Unidos y Canadá comenzaron hoy la séptima ronda de negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) en la Ciudad de México.

Se espera que en esta ronda, que se llevará a cabo del 25 de febrero al 5 de marzo en CDMX, se defina si las negociaciones se extenderán hasta el próximo año o seguirán a la par del periodo electoral en México.

También se espera que los negociadores avancen en temas espinosos como cambios en las reglas de origen en el sector automotor, la resolución de disputas comerciales y la cláusula sunset con la que el tratado podría disolverse automáticamente después de cinco años.

En enero, durante la ronda pasada en Ottawa, el equipo negociador de Canadá presentó una contrapropuesta a la demanda del equipo estadounidense sobre el contenido que debe provenir de alguno de los países miembro para exentar impuestos.

Sin embargo, al término de la ronda el representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer,descalificó la propuesta porque dijo podría “conducir a menos contenido regional del que tenemos ahora”.

El TLCAN contempla que para que un automóvil o camión ligero no paguen impuestos, al menos 62.5 por ciento de sus partes deben de originarse en Estados Unidos, México o Canadá. El gobierno de Trump busca que este porcentaje se eleve a 85 por ciento y que la mitad del contenido se estadounidense.

A pesar de las tensiones sobre el tema, el gobierno de México adelanto a principios de enero que presentaría una propuesta más flexible al inicio de la séptima ronda, aunque empresarios mexicanos del sector se han pronunciado en contra de ceder a esta petición del equipo estadounidense.

Pero, ¿qué tan flexible será la propuesta mexicana sobre reglas de origen? el subsecretario de Industria y Comercio de México, Rogelio Garza, dijo que no hay mucho margen de maniobra.

(El contenido regional se puede mover) muy poco. La regla que tenemos tiene un equilibrio en costos y todo para la fabricación y el mover mucho esa regla significaría cambios fuertes en los costos”, dijo. “No es que no se pueda mover, (se puede) pero poco”, dijo.

México y Canadá han mostrado una postura en contra de la eliminación del capítulo 19 del TLCAN sobre la resolución de controversias comerciales. En el tema de la cláusula, el subsecretario de Comercio Exterior, Juan Carlos Baker, adelantó a los medios que la propuesta ya se estaba analizando.

Al término de la séptima ronda de negociaciones, el lunes 5 de marzo, se espera que los ministros de México, Estados Unidos y Canadá den una conferencia de prensa para presentar los avances de la ronda.