Estados Unidos no perdona y monta brutal cacería contra la familia de El Chapo

Después de que por años Joaquín Guzmán Loera, alias El Chapo, fue uno de los narcotraficantes más buscados por Estados Unidos, el capo se encuentra tras las rejas y espera su sentencia; sin embargo, las autoridades del país vecino no están satisfechas y ahora van contra la familia del exlíder del Cártel de Sinaloa.

De acuerdo con el portal Un1ón, en la lista de los criminales que a Estados Unidos le interesa capturar se encuentra el hermano de El Chapo, Aureliano Guzmán Loera, alias El Guano, y sus hijos, Joaquín Guzmán López y Ovidio Guzmán López.

El medio señaló que tras la captura de El Chapo, presuntamente El Guano quedó como número uno del Cártel del Pacífico.

El Guano está acusado de dirigir una red de tráfico de estupefacientes que opera en el norte de México y se extiende a las principales ciudades de los estados de Texas y Arizona.

En cuanto a Los Chapitos, son investigados por distribuir al menos cinco kilos de cocaína, 500 gramos de metanfetaminas y una tonelada de mariguana desde México y otros lugares a Estados Unidos entre abril de 2008 y 2018.

Las autoridades estadounidenses tienen la sospecha de que la familia de El Chapo continuará con el negocio de tráfico de drogas.

Por lo anterior, en la lista de los diez más buscados por la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) se encuentra el nombre de otros de los hijos del capo: Jesús Alfredo e Iván Archivaldo, alias Los Chapitos.

¿Crees que con la captura de la familia de El Chapo se termine trasiego de sustancias ilícitas?

Fuentes: Un1ón y BBC

Fotos: Un1ón