El grupo terrorista ITS pone en jaque al Estado de México

Individualistas Tendiendo a lo Salvaje tiene presencia global y se ha atribuido los ataques en municipios mexiquenses, según los últimos hechos

Los artefactos que han explotado en diversos sitios del Estado de México en las últimas semanas son parte de los actos del grupo terrorista denominado Individualistas Tendiendo a lo Salvaje (ITS), que ya es investigado por la Fiscalía General de la República (FGR), a través de áreas como la Policía Federal Cibernética.

ITS tiene una presencia global y ha perpetrado actos de terrorismo en países del continente americano como Chile. En su página htpp://maldicionecoextremista.altervista.org dio a conocer el pasado 28 de diciembre la comisión del atentado en las inmediaciones de una plaza comercial de Coacalco, dos días antes.

Sus miembros establecieron: “Por medio de este breve comunicado, nos responsabilizamos del explosivo detonado a las afueras del centro comercial Power Center en Coacalco, Estado de México el 26 de diciembre del presente año.

“Abandonamos la bomba en el puente peatonal al filo de las 20:00 hrs, la detonación se escuchó a varios metros a la redonda y dañó una de las estructuras de concreto del puente sin que se registraran heridos, una lástima.

“Nuestro odio misantrópico se traduce en heridas y terror para los humanos que pululan por todos lados con esas asquerosas ansias de consumo desenfrenado, que se chinguen TODOS.

“Aunque las autoridades oculten las cosas, adelantamos que las bombas seguirán explosionando en lugares públicos durante estas fechas, lo demostraron los cómplices de la Secta Pagana de la Montaña y lo reiteramos nosotros.

“¡Fuerza para los hermanos de ITS-Brasil, que en este momento están en la mira del Estado y sus agencias de seguridad! ¡Que lo Desconocido los cubra con su manto de impunidad! ¡Porque nada humano detiene a lo Salvaje! Individualistas Tendiendo a lo Salvaje”.

En Ecatepec

Y en efecto, la serie de bombazos ha continuado: el 13 de febrero un artefacto hizo explosión en la capilla del Santísimo de la Catedral de Ecatepec; horas antes elementos del Ejército mexicano desalojaron a usuarios y funcionarios del palacio municipal de Jaltenco ante una presunta amenaza de bomba.

Al día siguiente se dio la intercepción de otro explosivo con relojería, colocado en una banca de Power Center de Coalcalco y el 15 fue localizada otra bomba en el baño de hombres del tercer piso de Plaza Mundo “E”, en Naucalpan. En los juzgados de este municipio la policía desalojó a 600 personas por una falsa alarma al encontrarse una granada de juguete a las afueras de las instalaciones.

El 22 de febrero fueron quemadas dos unidades articuladas del Mexibús a unas horas de una falsa alarma de bomba en la plaza comercial Las Américas de Ecatepec. Este hecho desató el pánico entre los vecinos porque cerca del lugar se ubica una gasolinera. Pesquisas apuntaron a que el incendio de las unidades pudo ser provocado por bombas molotov. En todos estos casos, no hubo detenidos.

De acuerdo a versiones recabadas en fuentes de la Fiscalía General de la República (FGR), en su delegación del Estado de México se iniciaron diversas carpetas de investigación, mismas que ya descansan en el escritorio del titular de la dependencia, Alejandro Gertz Manero.

A pesar de la frecuencia de estos hechos y la adjudicación de los mismos por parte del ITS, las autoridades han guardado cierto hermetismo sobre lo que apunta a ser una serie de atentados terroristas que por cierto no son nuevos en México.

Respuesta oficial

La secretaria de Seguridad del Estado de México, Maribel Cervantes, indicó que al momento se tienen tres líneas de investigación en la FGR, y podría tratarse de un grupo delincuencial, grupos anarquistas o grupos ligados a una organización internacional (ITS) de la cual las autoridades tanto federales como locales han preferido ocultar su presencia.

En octubre del 2016 la comisionada del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI), María Patricia Kurczyn Villalobos, instó a la entonces Procuraduría General de la República (PGR) a buscar y dar a conocer el nombre de los grupos terroristas asentados en el país, las organizaciones nacionales o trasnacionales a las que pertenecen, así como los delitos, crímenes o atentados provocados en o desde México.

Al plantear el tema ante el pleno del Inai, destacó que implicaba una importancia especial para la seguridad del país y del mundo. El terrorismo, alertó, es un fenómeno que se caracteriza por la tragedia y el sufrimiento que genera en lo individual, en lo colectivo y lo social.

Y apuntaló su opinión con datos duros: “Según el índice Global de Terrorismo 2015, elaborado por el Instituto para la Economía y la Paz, en este rubro México ocupa el lugar número 44 de 162 países, principalmente por el impacto de nuestro país en relación con Estados Unidos y América Latina”, subrayó Kurczyn Villalobos.

A través de la Plataforma Nacional de Transparencia (PNT) se había solicitado información a la PGR. Por medio de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO), la Unidad Especializada en Investigación de Terrorismo, Acopio y Tráfico de Armas; de la Agencia de Investigación Criminal; el Centro Nacional de Planeación, Análisis e Información para el Combate a la Delincuencia, y de la Dirección General de Comunicación Social, la dependencia se excusó con el solicitante al responderle que tras una búsqueda en sus archivos, bases de datos físicas y electrónicas, “no localizó información que atienda las características de lo requerido”.

Atentados previos

Es probable que los funcionarios de la PGR buscaron no crear pánico entre la población y decidieron ocultar su información sobre el tema pues de 2014 a 2016 tenía registrados en sus archivos sobre actos de grupos anarquistas y terroristas un total de 31 atentados en diversos estados del país. Para 2017 la cifra se elevó a 38 casos.

Algunos de los grupos detectados en las pesquisas de la PGR eran: El Comando Feminista Informal de Acción Antiautoritaria; el Grupo Individualidades Anárquicas Informales y FAI/FRI; las células Insurrecta Pocos Pero Locos y FAI/FRI; la Célula Incendiaria Colmillos Negros y Federación Anarquista Informal (FAI)–Frente Revolucionario Internacional (FRI); las células de Acción Informal Punky Maury–FAI/IRF; el Frente de Liberación de la Tierra; el Comando Feminista Informal de Acción Antiautoritaria; el grupo BAIBF; las células incendiarias Lobos Negros-FAI/FRI y Mario Buda-FAI/FRI; la Brigada de acción informal Bruno Filippi; el Grupo Salvaje de Acción por la Tierra, entre otros.

Dependencias

Los blancos de sus ataques fueron lo mismo dependencias de gobierno que instalaciones bancarias y oficinas de empresas privadas como Telmex y se dieron sobre todo en entidades como Oaxaca, Ciudad de México, Jalisco, Estado de México y Quintana Roo. En la lista no aparecía el ahora activo ITS.

En octubre del 2016, el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) reveló que en los diez últimos años, grupos anarquistas, extremistas y eco-terroristas habían realizado 306 atentados, sobre todo en la Ciudad de México. Tan solo en 2016 se habían registrado 36 ataques, según se estableció en una petición de información a través de la PNT.

De hecho el organismo de inteligencia estableció el pasado año como una de las prioridades en la Agenda Nacional de Riesgos 2018, el peligro que representa el terrorismo internacional. Hasta el pasado sexenio el Cisen tenía a su cargo la elaboración de esta agenda que se hacía con la retroalimentación y el acuerdo mutuo con los titulares de otras instancias que integraban el Consejo de Seguridad Nacional, como el Presidente de la República; los secretarios de la Defensa Nacional, Marina, Relaciones Exteriores, Función Pública, Comunicaciones y Transportes y Hacienda y Crédito Público; así como el comisionado Nacional de Seguridad, el procurador General de la República y el propio director general del Cisen. Ahora será importante preguntar al nuevo gobierno cómo se integrará esta agenda.

En otros de sus comunicados adjudicándose otro atentado, pero en Chile, los miembros de ITS delinean parte de su doctrina:

ATAQUE EN MALL FLORIDA CENTER EN CHILE

“Creemos que el Anarquismo, al menos aquí y ahora, debe ser antisocial, renunciar a “llegar a la gente” dado que la sociedad misma con su visión antropocéntrica y su moral son nuestras enemigas. Los ciudadanos están del otro lado de la barricada, con su confort y consumo, defendiendo lo artificial. Sepan que no lamentamos si nuestros hechizos hieren a alguien, los terremotos y tsunamis se pitean a más gente. No pretendemos solucionar problemas, sino crearlos. Somos parte de las fuerzas del caos pandimensional. Hacia todas las direcciones”, dijo ITS.