Después de un mitin en Celaya, afirmó que él también ha recibido campañas de guerra sucia, pero no se queja todo el tiempo como López Obrador.

México.- Después de que el candidato independiente presidencial, Jaime Rodríguez Calderón “El Bronco”, se reuniera con universitarios y comerciantes en Celaya, Guanajuato, no respondió a la pregunta de si le aplicaría su propuesta de mochar manos a Ricardo Anaya.

“El Bronco” dijo que no le gusta acusar a nadie y que serían las autoridades correspondientes las que determinen si se sancionaría a un acusado.

Esto, después de que a Anaya se le ha acusado de supuesto lavado de dinero por una nave industrial en Querétaro. De hecho, ayer el diario El Español dio a conocer que el candidato está siendo investigado en Europa por el mismo delito.

“El Presidente no es quien castiga, hay un Tribunal Superior de Justicia y nadie habla de él, absolutamente nadie habla de los jueces, de los magistrados del sistema judicial. El ejecutivo es solamente ejecutor”, dijo después de su reunión.

El candidato independiente aseguró tras su mitin que él también ha sufrido campañas de guerra sucia, pero que a diferencia de su contrincante Andrés Manuel López Obrador, no se está quejando todo el tiempo.

“Mi chamba es jalar aquí con la raza, hombre, no estar preocupándome y quejándome de todo. A Andrés le gusta quejarse de todo, es su manera de ser, debería ponerse a chambear para que pueda ganar simpatías”, comentó.

Ayer con estudiantes, “El Bronco” afirmó que la propuesta de “mochar manos” es seria.

Con información de Noticias MVS