BUENOS AIRES, ARGENTINA (14/ABR/2016).-La ex presidenta argentina Cristina Fernández presentó un pedido de juicio con fines de destitución para el juez Claudio Bonadio, que investiga presuntas irregularidades en el Banco Central y que obligó a la ex mandataria a presentarse en los tribunales.

Fuentes judiciales confirmaron que la solicitud de juicio político fue presentada ante el Consejo de la Magistratura, el órgano de designación y remoción de jueces.

Cristina Fernández debió presentarse el miércoles ente el juzgado que conduce Bonadio, quien la citó a prestar declaración indagatoria en el marco de una causa que investiga presuntas irregularidades en la celebración de contratos de futuros de dólar por parte del Banco Central durante el último tramo de su Gobierno (2007-2015).

En medio de movilizaciones de apoyo por parte de militantes kirchneristas, la ex jefa de Estado se presentó en los Tribunales, pero se acogió a su derecho de no responder preguntas y, en su lugar, presentar un escrito ante el juez con su descargo.

Además, Fernández recusó al juez, asunto sobre el que deberá expedirse Bonadio, informó la agencia oficial Télam.

En caso de que el juez decida no apartarse del caso, la ex presidenta podría apelar a la Cámara Federal porteña, el mismo tribunal que el martes pasado rechazó un pedido de recusación presentado por otro de los involucrados en el caso.

Por otra parte, diputados del kirchnerista Frente para la Victoria (FpV) presentaron este miércoles una denuncia penal contra Bonadio por presunto “prevaricato”, al dictar, según la demanda, resoluciones “contrarias a la ley y fundadas en hechos falsos”.

La causa que lleva adelante Bonadio parte de una denuncia presentada en 2015, cuando aún Fernández presidía el Ejecutivo, contra el ex titular del Banco Central argentino Alejandro Vanoli y el resto del directorio del Banco Central por dos diputados del actual frente gobernante Cambiemos.

Según los denunciantes, a través de la celebración de contratos de futuros de dólar, el Banco Central habría vendido dólares a un precio que rondaba los 10.65 pesos por unidad, por debajo del precio establecido en la Bolsa de Nueva York para este tipo de contratos (por entonces, alrededor de 14 pesos por unidad).

Los contratos de venta se ejecutan ahora al precio pactado, cuando actualmente, con un mercado cambiario liberado, el dólar se cotiza a 14.60 pesos por unidad.

Con  información de: El Informador.