La joven recibió cuatro impactos de bala en el cuerpo; el agresor se arrepintió del hecho y se reventó el cráneo

Este fin de semana se dio a conocer un terrible caso de violencia intrafamiliar cuando un sujeto de 28 años le disparó a su expareja en diversas ocasiones por no volver con él en Santiago del Estero, Argentina.

De acuerdo con La Crónica, la joven atacada fue identificada como Luciana Fioretti de 25 años, recibió al menos cuatro impactos de bala en diversas partes del cuerpo; uno de esos tiros fue a la cabeza.

Minutos después de la agresión, el agresor identificado como Santiago Sosa, tomó su arma nueve milímetros y enfrente de dos niños de cinco y tres años, se disparó en la nuca.

Los vecinos de la pareja escucharon los gritos de los niños e ingresaron al departamento en donde encontraron la escena de horror, por lo que llamaron a los cuerpos de emergencia.

Minutos después, arribaron paramédicos quienes trasladaron a los dos heridos al Centro Integral de Salud Banda. Desde el primer momento que llegó la mujer hasta el cierre de esta nota, se reporta en estado crítico.

Por otro lado, Santiago Sosa falleció en las primeras horas de este lunes tras cumplir su voluntad y disprarse en la cabeza luego de hacerle daño a su expareja.

El Liberal señaló que el atacante mostraba una actitud violenta y arrebatada, uno de los motivos por los que Luciana lo había dejado. Al ver su negativa para volver a intentarlo en el último encuentro, el hombre sacó el arma de fuego y cometió el brutal acto.

De acuerdo con versiones extraoficiales, Luciana ya tenía una aventura amorosa lejos de su expareja, situación que pudo detonar en este ataque.

Con información de La Crónica, El Liberal y 0223

Fotos de La Crónica